Se puso de moda, ante la crisis, la reparación de electrodomésticos – Yo Soy Venezolano

Se puso de moda, ante la crisis, la reparación de electrodomésticos

Inicio / Actualidad / Se puso de moda, ante la crisis, la reparación de electrodomésticos

La época de bonanza en el país, que llevó a muchos a botar todo electrodoméstico que sufriera algún desperfecto, es motivo en la actualidad de quimera, mera historia que los jóvenes se niegan a creer, porque se vive el momento del reciclaje, donde la moda es reparar toda chatarra que aún queda en casa.

Neveras, cocinas, ventiladores, microondas, planchas, licuadoras, televisores, radios y cualquier otro “cachivache” que alguna vez fue usado, hoy son un tesoro. Los talleres de reparación están abarrotados de artículos viejos y muchos pedidos de reactivación.

Como lo afirmó Ángel Villanueva, “esta crisis nos ha llevado a que los tachirenses saquemos nuestro ingenio y les demos valor a nuestros electrodomésticos, nada de botarlos como antes, si se pueden reparar o en su defecto se le puede sacar provecho a cualquier pieza que tengan en buen estado”.

“Trabajamos con chatarra”
Juan Adarmes repara desde hace más de 20 años, en La Concordia, artefactos electrodomésticos y considera que es la época donde más trabajo tiene, porque “a pesar de que estamos trabajando con chatarra, porque no hay repuestos, la gente está tratando de salvar todo”.

Dijo que “por ninguna parte se consiguen repuestos. Estamos salvando o reciclando piezas de las chatarras que quedan. Los artefactos nuevos están inalcanzables y por eso, el pueblo quiere reparar sus cosas”.

Frente a la plaza Venezuela, en un espacio reducido -porque todo está copado de cachivaches-, labora Jorge Emilio Vargas, de 69 años, muy atareado, pues no hay tiempo para nada, “porque la gente está reparando sus ventiladores, con piezas de otros porque no hay repuestos por ningún lado; embobinar un motorcito significa un milagro, no hay bujes y los que conseguimos los traen de Cúcuta, pero eso incrementa los costos, por la situación que se conoce”.
—Tengo 28 años reparando ventiladores, desde que me vine de Perú, en el año 90, y es la época donde noto que nadie bota nada, todos quieren reparar a como dé lugar su ventilador, ya que nuevo está carísimo y los que vienen son malos; por eso, el que tiene uno viejo quiere que funcione nuevamente -destacó don Jorge Emilio Vargas-, quien afirmó que desde las 6:00 de la mañana llega a su sitio de trabajo porque tiene mucha demanda, aunque quería hablar de Fujimori y Alan García.

“La crisis obliga a reparar todo”
William Vivas, trabajador de uno de los talleres de reparación más grandes del centro de San Cristóbal, resumió el interrogante diciendo que: “la crisis nos ha obligado a reparar todo. Esta inflación se tragó todo. La gente busca reparar lo que tiene, haciendo de tripas corazón, porque no hay repuestos. Todo viene de Colombia y eso empeora la situación, por el aumento de los precios. Esto es realmente impresionante, uno veía antes que se dañaba una nevera y la botaban; lavadora, cocina, microondas, uno los encontraba en la calle; planchas, televisores, pero ahora es un tesoro, porque si no tiene arreglo, sirve para reciclar las piezas”.

Destacó que hay clientes que a veces llegan a reparar un molino y les digo que deben ir a donde venden tornillos, “pero aquí llega de todo: planchas, licuadoras, bombas de agua; todo eso que alguna vez funcionó, la gente ahora quiere volverlo a usar, porque comprar algo nuevo es una verdadera quimera, los tiempos de bonanza en nuestro país ya son historia”, destacó con melancolía el técnico en electrodomésticos, William Vivas.

Lanacionweb.com / Augusto Medina







data-mobile="Auto-detected" data-adapt-container-width="true" data-width="500" data-hide-cover="false" data-show-facepile="false" data-show-posts="false">