Anarquía mantiene en vilo al sur del estado Bolívar – Yo Soy Venezolano

Anarquía mantiene en vilo al sur del estado Bolívar

protesta-bolivar-marcha-militares
Inicio / Nacionales / Anarquía mantiene en vilo al sur del estado Bolívar

Santa Elena de Uairén, El Palmar, El Callao, Guasipati, Upata… no hay punto en el sur del país donde la violencia no se haya afincado esta semana.
El Palmar ha estado militarizado para impedir protestas a raíz del homicidio de un joven técnico en celulares por un funcionario de la Policía del Estado Bolívar.
El jueves hubo un enfrentamiento entre grupos armados en El Callao por el control de una zona minera. El sábado en la noche un joven fue tiroteado en Guasipati, municipio Roscio. Y el domingo fue asesinado en Upata un muchacho de 19 años que recién había salido del Internado Judicial de Vista Hermosa, en Ciudad Bolívar.

La semana pasada aumentó la tensión en el municipio Gran Sabana entre los habitantes de Santa Elena de Uairén y los oficiales de la PEB. Por la muerte del joven, acusan a los uniformados.

La anarquía es total: mientras la población vive sitiada por la violencia, tanto de la de los grupos parapoliciales, el hampa y los cuestionados despligues de la OLP; las fuerzas de seguridad son señaladas de cometer crímenes, pero también son víctimas.

En Guri, un oficial recién graduado fue asaltado y ultimado. El domingo en la mañana, el rumo del asesinato de dos miembros de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) se propagó rápido en el poblado de San Martín de Turumbán, en el municipio Sifontes, al sur del estado Bolívar.

Algunos señalan que se trata de la gente de la banda de Andrés Ulloa Suárez, el Topo, haciendo nuevamente estragos, acusado de ser el autor material de la Masacre de Tumeremo.

Dos GNB muertos

Otros rumoraron que la orden vino desde El Callao, según la banda de Nacupay, la cual opera en ese sector minero y que aseguró que por cada funcionario que mataran iban a pagar en dólares. El Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) no descarta ninguna hipótesis.
Los dos efectivos adscritos al Regimiento de la Guardia del Pueblo Bolívar, base misión Anacoco, estaban desarmados en un punto de control cuando fueron tiroteados. El ataque ocurrió el domingo en la madrugada.

A eso de las 9:00 de la mañana, una comisión de la GNB del Comando de Zona 62 se trasladó hasta el sitio en helicóptero para constatar el rumor que corrió no solo en San Martín de Turumbán, sino también en las redes sociales.

Horas más tarde salió por carretera una comisión del Cicpc de la Subdelegación de Tumeremo, en el municipio Sifontes.

Los cadáveres eran del sargento mayor segundo Carlos Henry Lezama Muñoz y del sargento segundo David Villalba Martínez. Ambos estaban de servicio en una base de misiones socialista.

Bandas armadas

Ambos cuerpos estaban tendidos en una zona boscosa. Villalba estaba sin camisa y sin las botas; Lezama si estaba totalmente vestido y presentó varias heridas en la cara.

Una de las versiones es que desde el punto de control los llevaron hasta la zona boscosa donde los ejecutaron.
A mediados de mayo efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) adscritos al Destacamento 624 encontraron un arsenal de armas en una zona boscosa cerca de San Martín de Turumbán.

Entre las amas incautadas están: un fusil AK-103, dos sub metralladoras, dos mini Uzi, dos pistolas calibre 40; seis pistolas calibre 9 milímetros, una calibre 7,65 mm y un revólver calibre 38.

También hallaron 683 cartuchos de diferentes calibres, 22 cargadores diferentes y una mira telescópica.

Hace dos años y medio, al lado del gobernador del estado Bolívar, el entonces ministro de Interior, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres, reconoció que las bandas delictivas están haciendo lo que les da la gana”. Y siguen haciéndolo ante la mirada del Estado.


YoSoyVenezolano.info

↑ Grab this Headline Animator









También Te Podría Interesar >>

Loading...