Marta Colomina: Maduro: Dictadura con hambre y hampa – Yo Soy Venezolano

Marta Colomina: Maduro: Dictadura con hambre y hampa

Marta_Colomina
Inicio / Actualidad / Marta Colomina: Maduro: Dictadura con hambre y hampa

“Maduro hará locuras en las próximas horas, antes de que se cumpla el último requisito para activar el revocatorio” (RR), advertía Henrique Capriles dos días antes de la grotesca mascarada seudojudicial mediante la cual, al unísono, cinco tribunales penales chavistas de varios estados del país “anulaban” la recolección del 1% de las firmas del RR contra Maduro (el diccionario define “mascarada” como “una comparsa de máscaras. Farsa. Enredo y trampa para engañar”). Mientras los constitucionalistas del país demostraban que “los tribunales penales no tienen competencia para anular el 1% de las firmas”, el cne, movido por el mismo resorte rojo de la farsa tribunalicia, anunciaba la paralización, hasta nueva orden judicial”, de la recolección del 20% de las firmas para el RR pautada para fines de este mes.

Por si fuera poco este golpe de Estado contra la soberanía popular, uno de los tribunales de la mascarada ordenó la prohibición de salida del país a ocho dirigentes de la Unidad Democrática, entre ellos, al gobernador Henrique Capriles Radonski y a Jesús Chúo Torrealba, coordinador de la MUD. Cada día los venezolanos y la comunidad democrática mundial comprueban que el régimen de Maduro ha degenerado en una dictadura caracterizada por :1) la existencia de más de un centenar de presos políticos; 2) la siembra de falsas pruebas en contra de la disidencia fabricadas por la feroz policía política (Sebin) con las que detienen a opositores; 3) en la negación de los derechos constitucionales de los venezolanos a un RR que permitiría la salida constitucional y pacífica de Maduro, RR obstaculizado través de añagazas impuestas por el tsj y el cne, al servicio de Maduro. 4) De las muchas elecciones convocadas por Chávez cuando disfrutaba de apoyo popular, el chavismo de Maduro, desde su enorme derrota del 6-D-2015, ha proscrito los comicios reglamentarios y obligatorios de la democracia, tales como las elecciones de gobernadores –que legalmente deberían ser este diciembre, y las cuatro comadres del cne pospusieron para mediados de 2017– y el RR contra Maduro, figura constitucional creada por Chávez para salir de aquellos gobernantes que violasen la carta magna. 5) Otro signo dictatorial es el incumplimiento de las decisiones de la AN, elegida masivamente por el pueblo a través del voto y cuya violación se ampara en las “sentencias” politizadas de su sala inconstitucional del tsj (integrada por militantes y exfuncionarios del chavismo), la cual, en menos de un año, ha dictado treinta sentencias de anulación de igual número de decisiones soberanas de la AN. El tsj –convertido en el brazo político del gobierno dictatorial– ha castrado el poder más democrático y directo que proviene de la soberanía popular por vía del voto: la Asamblea Nacional.

Desde que visitó Turquía, Maduro dijo haber regresado “más claro” tras haberle contado el presidente Erdogan los “detalles” del golpe de Estado que, al decir de reputados analistas, habría sido un “autogolpe” para salir de sus adversarios políticos, como, en efecto, está haciendo. “Yo vengo ahora más claro. El que intente violar el derecho a la paz, la Constitución y algo parecido a un ataque terrorista o golpe de Estado, Erdogan quedará como un niño de pecho ante lo que yo voy a hacer”, amenazó Nicolás a su regreso. ¿De cuál paz habla Maduro, si desde su llegada al poder en 2014, ha habido 399 presos políticos y 6.528 arrestos contra disidentes en Venezuela, muchos de los cuales han sido torturados, según denuncia el Foro Penal? ¿Cuál paz han conocido los mineros del Nuevo Callao, perseguidos y asesinados por la presión de las trasnacionales del oro con las que Maduro negocia el destructivo Arco Minero? ¿Cuál paz si Maduro ha declarado la guerra a los venezolanos, a quienes priva de los alimentos y medicinas necesarios, mientras campea la corrupción, y su brutal Sebin siembra armas a opositores inocentes, como hizo con el alcalde Ocariz y con el concejal tachirense de VP, José Vicente García? ¿De qué ataques terroristas puede hablar sino de los del terrorismo judicial que confisca la soberanía popular y el de los delincuentes que andan con armas largas y granadas atracando y asesinando impunemente a gente desvalida? La insania delictiva aterra: 25 personas han sido desmembradas en la región central, y hasta un delincuente desgarró las orejas de una niña para robar sus zarcillos. Son Maduro y sus corrompidos poderes los que ordenan los mazazos contra el RR y la demanda contra los diputados de Amazonas, a quienes les robó su derecho de representar a sus compañeros indígenas y de paso robó a la MUD su mayoría calificada en la AN. Los delincuentes del gobierno torturan a inocentes; usan los tribunales para perseguir a la disidencia y humillan al pueblo al suspenderle la entrega de los CLAP –adquiridos con dinero público– si no apoyan a Maduro. El indigno ministro Ricardo Molina amenazó que “escuálido que firme que se olvide los CLAP, Misión Vivienda y Barrio Tricolor”. La sindicalista Máspero denunció que “suspenderán por 3 meses a beneficiarios de los CLAP que critiquen al gobierno”. La caza de brujas es hasta con los pobres de solemnidad: muchos son excluidos de los CLAP al ser acusados de opositores. Médicos del Hospital de Maracay fueron secuestrados por colectivos violentos que se robaron las medicinas de los niños. El gobierno delinque al ocultar la muerte de cerca de 30 infantes por difteria, sin que Maduro se inmute ante la falta de vacunas. El año cerrará con más casos de tuberculosis y más de 200.000 enfermos de malaria, males erradicados hace décadas. La desnutrición por el hambre masiva en aumento ha ocasionado numerosas muertes y enfermedades insalvables.

La corrupción e ineptitud chavistas han acabado hasta con la otrora indestructible Pdvsa. Maduro inicia “una gira relámpago” por los países productores de crudo, dizque para “estabilizar los precios” (otro despilfarro de dólares con delegación familiar incluida). La rusa Rosneft se niega a reducir producción, los países OPEP la aumentaron en septiembre, Libia e Irak están recuperando sus niveles de producción; Petrobras está batiendo récords en bombeo de crudo, y hasta su “pana” de Irán se niega a cerrar el chorro. Solo en la quebrada Pdvsa la producción cae a 2 millones bpd, mientras su presidente amenaza con default a tenedores de bonos, cuyo canje ya ha fracasado 3 veces. El ministro Jesús Faría jura que “están aumentando las exportaciones” (sic) y que “lo más difícil de la crisis económica ya pasó”, mientras que el director del Instituto Venezolano de la Leche y la Carne, Rodrigo Agudo, que sí sabe lo que viene, advierte que la crisis alimentaria empeorará en 2017, debido a los ataques oficiales a productores y comerciantes desde 2015. El FMI calcula una inflación de 2.200% para 2017 y este 2016 concluirá cercana a 1.000%. Mientras Nicolás sigue dilapidando en viajes inútiles, primero Colombia y ahora Brasil piden ayuda por la creciente migración venezolana que huye del hambre y de la inseguridad. Los dos “legados”, hambre y hampa, de la agonizante dictadura de Maduro.

El-nacional.com


YoSoyVenezolano.info

↑ Grab this Headline Animator









También Te Podría Interesar >>

Loading...