A la Guardia Nacional de Venezuela ya le está pegando el odio – Yo Soy Venezolano

A la Guardia Nacional de Venezuela ya le está pegando el odio

Inicio / Actualidad / A la Guardia Nacional de Venezuela ya le está pegando el odio

La Guardia Nacional Bolivariana cumple 40 días, casi sin respiro, de estar en la calle enfrentando manifestaciones, repartiendo agua, gas lacrimógeno, perdigones y golpes. Recibiendo piedras, bombas molotov, excrementos y hasta algunas balas. Desde que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) emitiera las sentencias atribuyéndose las funciones de la Asamblea Nacional y dejando sin inmunidad a los parlamentarios, la violencia en las calles no ha cesado, ni siquiera después que el TSJ rectificara.

Se han aplicado medidas extremas, incluso el Plan Guaicaipuro, antiguo Plan Ávila, de manera exclusiva y solo en el estado Carabobo, con la participación del Ejército, único lugar en el que ha actuado ese componente. En todo el país el control de las manifestaciones lo ha tenido la Guardia Nacional.

La revolución bolivariana tiene hitos que han colocado a los militares en primer plano, aun cuando algunos son tan bochornosos como los del Golpe del 11 de Abril. Pero en esos escenarios no había, entre la población civil, una diferencia del componente militar que actuaba. Ha bastado más de un mes de manifestaciones contra el Gobierno para que la Guardia Nacional sea el más odiado de los componentes, el que más conflictos internos exhibe, el que debe cargar con el rechazo exasperado de la población.

Desde que el general José Eleazar López Contreras fundara la Guardia Nacional, el 4 de agosto de 1937, han pasado por sus filas honorables y destacados oficiales, algunos por su heroísmo, por su honestidad, por su disciplina y su honor. Ha tenido feos lunares en su historia. En estos momentos está amenazada, moral, ética y de formación.

Tiene años cargando con un progresivo desprestigio esencialmente por su actuación en las zonas de fronteras, el cobro de dinero a contrabandistas y por su feo ejercicio en la retención injustificada de productos en las alcabalas del país o el cobro de “ayudas”.

Seguir leyendo: AQUI







data-mobile="Auto-detected" data-adapt-container-width="true" data-width="500" data-hide-cover="false" data-show-facepile="false" data-show-posts="false">