Violó a su hija de 3 años y será liberado en los próximos días

Ocurrió la tarde del 27 de junio del 2017 en Bogotá.  Lorena vio como su exesposo se llevó a la hija que tenían ambos de apenas 3 años de edad. La idea era que lo acompañara a hacer una vueltas. Se la entregó a la hora acordada. Lorena se levantó en la mañana siguiente y acompañó a su hija al baño. “Papá me hace cosquillas con la boca en la colita", le dijo. Inmediatamente la vida a Lorena se le quebró en dos.

Desde esa fecha intenta hacerle creer a la justicia que su esposo es un violador. Lorena, incrédula, se negaba a mirarle los genitales pero seguía escuchando el relato tal y como lo escribió la periodista Jineth Bedoya Lima en su artículo en El Tiempo. La niña seguía contando como su papá le besaba todo el cuerpo. Igual hizo fuerzas de flaqueza y Lorena pudo conseguirse la historia clínica de su hija y demandar a su marido el 4 de julio del 2017.

Un año después, cuando una mujer asumió el caso como Fiscal, las cosas cambiaron dramáticamente para Lorena, a quién no sólo le dijeron que tenía que arreglar con su exmarido por las buenas sino que tenía que compartir la custodia de la niña. Incluso alguna vez el hombre intentó llevarse a la niña por la fuerza mientras estaba en un Centro Comercial. Lorena terminó siendo la perseguida y ahora, impotente, ve como el próximo 15 de julio, osea este miércoles, su exesposo podría ser absuelto del crímen. Ella se quedará con todas las pruebas en la mano, humillada, ofendida y escondida.